×
Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
12 feb. 2021
Tiempo de lectura
3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

La realidad aumentada de Wanna atrae socios del lujo y tiene a Natalia Vodianova como inversora

Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
12 feb. 2021

A medida que muchas marcas de lujo pasan por un difícil momento por la pandemia, fue refrescante hablar con Sergey Arkhangelskiy, cuya empresa emergente de tecnología de realidad aumentada Wanna, que trabaja con nombres de la talla de Gucci, Farfetch y Puma, espera crecer 200 % este año.


Foto: Wanna - Foto: Wanna


Con sede principalmente en Bielorrusia, Wanna, que incluye las aplicaciones Wanna Watch, Wanna Kicks y Wanna Nails, ha atraído mucha atención con su tecnología inteligente de realidad aumentada (RA) para probarse productos, y por sus patrocinadores. La supermodelo Natalia Vodianova es una inversora ángel y promotora de la marca.

Lanzada en 2017, Wanna firmó una asociación con Gucci el verano pasado y lanzó su tecnología a principios de agosto, que permite a los clientes probarse las zapatillas virtualmente y ver los relojes en sus muñecas. Ahora, también trabajan con Browns, la famosa boutique de Londres, utilizando su tecnología para brindar a los clientes una experiencia virtual. Los ingresos provienen de los cargos mensuales a las marcas de lujo o minoristas electrónicos por el uso de la tecnología.

"Tenemos diferentes escalas, desde algunos miles de euros por mes hasta 20 000 euros, dependiendo de la complejidad del proyecto", explicó Arkhangelskiy, un licenciado en informática que vive en Moscú.

El año pasado, Wanna generó ingresos por alrededor de un millón de euros por pagos de licencia mensuales y espera triplicar ese importe en 2021. Con unos 15 clientes pagos, incluidos La Moda en Rusia, The Iconic en Australia y Goat.com, la plataforma de zapatillas estadounidense en la que Artemis, la firma de inversión de la familia Pinault, ha invertido recientemente.

“El Covid-19 ha sido realmente bueno para nuestro tipo de solución tecnológica, que se basa totalmente en tecnología propia que controlamos. Pueden aparecer rivales potenciales, así que tenemos que apurarnos y seguir mejorando la tecnología, la estabilidad y la calidad de las imágenes. Queremos ser el proveedor de toda la industria”, afirmó sonriendo Arkhangelskiy, quien trabajó por una década en Google, incluidos tres años en Silicon Valley.

El papel de Vodianova como inversora ángel, con una participación no revelada, ayuda a conectar la marca con los principales actores de la industria.

“Natalia está muy bien conectada”, reconoció Arkhangelskiy, quien gestiona a 45 personas dispersas por Minsk, Ucrania, Lituania e incluso a algunos expatriados rusos en París.

Su principal accionista y director de producto es Boris Khvostichenko, mientras que Palta.com es un importante inversor.

Wanna probó su tecnología por primera vez con imágenes de mujeres poniéndose esmalte de uñas, aunque Arkhangelskiy admite que el “santo grial” del desarrollo de RA verdaderamente avanzada es que la gente se pruebe ropa. Wanna ve un potencial de crecimiento significativo en la industria relojera, especialmente ahora que la pandemia obligó al cierre de todas las tiendas de relojes importantes.

“La industria relojera está bajo una gran presión para innovar y podemos ayudar con esto. Los relojes son claramente comprados por un consumidor mayor, pero la nueva generación, que es mucho más experta en tecnología, se involucra mucho más con nuestro tipo de negocio. Entonces, podemos ayudar a ampliar el mercado”, insistió el ejecutivo, que ahora se ha asociado con marcas de relojes de las grandes ligas.

La aplicación propia de demostración de Wanna Watch permite visualizar un Jaeger-LeCoultre Reverso de 23 900 dólares o un IWC Portugieser Chronograph de 7000 dólares desde la comodidad de su propio escritorio. El reloj incluso gira con su muñeca.

Wanna afirma que los socios de lujo como Snapchat, Puma y Allbirds han disfrutado de aumentos del 300 % en su base de usuarios; aumentos de 500 % en el tiempo promedio de sesión y del 400 % en la tasa de participación de la página del producto.
Dados los ataques cibernéticos a los partidos políticos estadounidenses e incluso a los principales departamentos de estado, ¿no le preocupaba a Sergey que las marcas pudieran sospechar de Wanna?

“Para nada. Somos completamente independientes de cualquier Gobierno, y a final de cuentas, nuestra tecnología habla por sí sola”, concluyó.

Copyright © 2021 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.